Cursos
Video/Audio/Text

Decidí amarme

Lección 1

Quizá no soy la persona más idónea para hablar de tener una cita con el afecto. Quiero decir que no creo ser una persona que se ama así misma al 100x100.

Pero quiero que tengamos una cita con el afecto y  para eso vamos a utilizar los pases, las llaves y parte del código, todos movimientos que nos ayudan a expandir nuestra conciencia, nos traen silencio y abren nuestro corazón.

Puedes ver la grabación del seminario online donde practicamos estos movimientos en la última lección de este curso. 

Creo que el afecto empieza en uno mismo. Cómo el corazón que se alimenta primero así mismo, a través de la aorta.

Si nos amamos entonces podemos amar a los demás y a todas las cosas.

Por eso, y porque aún tengo la libertad de decidir quien soy, eligió darme un cheque en blanco, un amor incondicional, pase lo que pase, haga lo que haga.

No sé si mis padres me enseñaron que era el afecto, se que ellos hicieron lo mejor que pudieron. Y se que ellos me amaron.

Se que de pequeña lo sentía y después de que murieon lo sentí varias veces, de nuevo.

Yo me sentía mal porque no pude estar en el momento justo de su muerte, pese a que todos los días estaba con ellos.

Ellos murieron con 7 meses de diferencia, y yo no estaba en el momento de su muerte.

Al poco soñé con ellos,  regresaba a su casa, ellos me esperaban en el recibidor, como otras tantas veces, y me besaron.

Fue tan, tan real, que tuve la sensación que realmente ahora sí que me había despedido de ellos.

Otro día, unos amigos me dedicaron una canción por la muerte de mi padre, al terminar sentí un profundo afecto, es como si mis padres me estuvieran abrazando.

No importa si no tuviste unos padres amorosos, tu,yo y todos, somos amor, somos puro amor y vamos a ir quitando las telarañas que nos impiden manifestarlo.



Grabación del seminario
(sólo para miembros de la escuela online)


Foto de @selenasoro

Pen
>