febrero 14

Por qué es bueno parar y moverse en horas de trabajo

Estilo de Vida, Videopases

2  comments

Sin prisa pero sin pausa. ¿Cuántas veces en tu vida has oído esta frase? Probablemente muchas.

Pero… ¿qué hay de malo en hacer una pequeña pausa en medio de un día lleno de estrés?

Quizás ha llegado la hora de que se valore a las pausas como lo que son: un momento magnífico para coger aire y continuar con todavía más fuerzas.

En una entrada anterior hablamos de por qué los niños y niñas no deben de permanecer tanto tiempo sentados, pero, ¿qué pasa con los adultos?.

Según investigadores de la Universidad de Columbia parar y levantarse cada media hora en medio de la jornada laboral repercute positivamente en nuestra salud.

De hecho, no hacerlo provoca efectos negativos sobre nuestro cuerpo: en general, el sedentarismo se relaciona con 34 enfermedades crónicas diferentes, que incluyen la obesidad, otros trastornos metabólicos, enfermedades cardiovasculares, de las articulaciones, trastornos del sueño y psicológicos.

En el estudio de la Universidad de Columbia, los investigadores descubrieron que cuando una persona está más de media hora sentada, su metabolismo cambia.

Si además no practica deporte, los riesgos se multiplican. El autor de la investigación, Keith Diaz, explicó en declaraciones recogidas por ‘El País’, que quienes pasan mucho tiempo sentados tienen un mayor riesgo de sufrir enfermedades de las arterias o diabetes.

Esto se debe a que el sedentarismo puede afectar a la forma en la que el cuerpo controla los niveles de azúcar en la sangre.

“Hay que sentarse menos, levantarse más frecuentemente y moverse más”, explica. Para ello, dice, es necesario encontrar formas de incorporar el movimiento en el trabajo.

Una forma extraordinaria de incorporar el movimiento en trabajo es con el programa de 21 días de mi escuela online, donde cada día te ofrezco un nuevo video  con dos o tres pases energéticos, y una sesión de una  hora cada semana, una clase completa donde vas a darte cuenta del verdadero potencial de estos pases.

Según expertos de la Universidad de Vic, en Girona, incluso hábitos que pueden parecer insignificantes pueden ayudarnos a incrementar el tiempo que pasamos en movimiento, también en las horas de trabajo.

Caminar mientras hablamos por teléfono móvil, acudir al cuarto de baño que está más alejado de la silla, usar el ascensor en vez de las escaleras, ir a la mesa del compañero para comunicarle algo en vez de informarle en voz alta o per email, levantarse a la impresora…

Según los investigadores, introducir estos cambios en un pequeño grupo de estudio, provocó que los empleados aumentaran los pasos diarios en unos 2.000 pasos, e incluso comprobaron que el perímetro de su cintura bajó en 2,1 centímetros.

Si vamos un paso más allá y nos tomamos una pausa para hacer unos minutos de ejercicio, los beneficios pueden ser todavía mayores.

Por ello, desde Pases Energéticos te propongo dos vídeos de menos de 5 minutos con movimientos que puedes practicar en  horas de trabajo y que te ayudarán a despejar la mente y volver  con todavía más fuerzas.

Toma acción y practica conmigo, no vale solo mirar 😉

Además, si practicas con algunos de estos vídeos, te aconsejo que cuando termines los pases te sientes y NO HAGAS NADA durante  2 ó 3 minutos, o practiques alguna de mis visualizaciones guiadas que forman parte del contenido freemium del curso Visualizaciones Guiadas.

Porque los beneficios de hacer una pausa y mover el cuerpo no son sólo físicos: también repercuten en nuestra salud mental y, por lo tanto, en nuestra productividad.

Está demostrado que el ejercicio físico incrementa la supervivencia de las neuronas y su plasticidad, la formación de nuevas conexiones nerviosas y la migración de neuronas hacia áreas donde pueden ser necesarias.

Todo ello repercute positivamente en capacidades cognitivas como el aprendizaje y la memoria, la motivación y la atención o el optimismo y la creatividad.

Conclusión: trabajar sin prisa pero sin pausa no está mal, pero es todavía mejor permitirse un momento de pausa que dé a nuestro cuerpo y mente el empujón que necesita. Aunque solo sea para contemplarse a sí mismo y “cantarse las verdades”, como decía el poeta Mario Benedetti.

Pausa

De vez en cuando hay que hacer

una pausa

contemplarse a sí mismo

sin la fruición cotidiana

examinar el pasado

rubro por rubro

etapa por etapa

baldosa por baldosa

y no llorarse las mentiras

sino cantarse las verdades.

Mario Benedetti

Inventario (1985)


Te leo esta entrada en mi podcast:

¿Quieres recuperar energía y silencio?

Forma parte del entrenamiento para mejorar tu estado físico y anímico.

Si te ha gustado la entrada comparte y comenta.

¡Muchas gracias!

  • Ja m’agrada ja tot plegat però sóc mandrosa de mena i tinc pica memòria x als exercicis que m’anirien bé x perdre pes

    Reply

    • Gràcies Irene pel teu comentari.
      T’animo a practicar cada día només amb un video, qualsevol dels que pots trobar al blog.
      Prova-ho una semana, i a veure que passa.
      Si ho fas escriu-me.
      Moltes gràcies!

      Reply

  • {"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

    Autora de la entrada 

    Pilar Soro

    Fundadora de Pasesenergeticos.com. Instructora de Being Energy®. Ayudo a las personas a alcanzar un estado físico y anímico óptimo.

    Suscríbete 

     Artículos y eventos para el bienestar 

    >